sábado, 10 de mayo de 2014

Cap 12 Mi vida es un desastre



Al mirar más atentamente al policía vi que era el novio de mi madre, Nick.

-Menos mal que estas bien hija me asuste mucho cuando me llamo Sophie. ¿Estás bien?
-Sí pero… que haces aquí ¿no estabas de viaje?  ¿Y por que  Nick esta vestido con el traje? ¿Por qué te llamo Sophie? No entiendo nada mamá.
-Lena, ¿Quién es? – pregunto Louise mientras salía de la cocina.
-Pasad, entrad dentro no os quedéis en la puerta.

Después de 2 tazas de café, me conto que Sophie le había llamado diciendo que había visto a Marcus entrar a la casa y que no me había visto desde hacía varios días, y había decidido volver a casa para buscarme.  Sam bajo las escaleras arrastrando la ropa que me había dejado allí, mientras todos estábamos en la entrada.

-¿Os habéis traído vosotros a Sam?
-No, nosotros no…
-Mamá vámonos estoy cansada quiero ir a casa, ya ahora.
-Vale, ya vamos.

Cuando llegamos a casa vimos el coche de James en la puerta, dentro de él se encontraba Cecile y Laura. Mientras que James estaba apoyado en el coche. Desde lejos se notaba que estaba cabreado.
Mi madre salió del coche de Nick dando un portazo. Se acerco a él y empezaron a discutir. Conforme pasaba el rato se  unieron a la discusión Cecile, Nick y Laura. Yo mientras tanto me había sentando en el jardín a esperar a que la pelea terminara.

Al día siguiente cuando me desperté para ir al instituto, en el desayuno mi madre me dijo que había tomado la decisión que nos íbamos a mudar.

Me fui al instituto andando y en el camino me encontré a Greg y a Holly.

-¿Qué te pasa, por qué tienes esa cara tan larga?
-Porque me mi madre me ha dicho que nos vamos a mudar.
-¿Qué? ¿Qué tu madre ha dicho qué?
-Lo que habéis escuchado.
-Te puedes mudar a nuestra  calle, desde hace tiempo hay una casa en venta que está prácticamente en ruinas.
- Eso, no pienso dejar que te vayas así por que si, hemos sigo amigas desde pequeñas. Me niego a que después de 11 años de amigas te vayas.

Mis esperezas de  que mi madre fuera a mudarse a la calle de Holly eran prácticamente nulas.

El día paso lento, demasiado lento para mi gusto. Cuando llegue a casa, me encerré en mi cuarto pero cuando decidí empezar a hacer la tarea…

No hay comentarios:

Publicar un comentario